viernes, 15 de mayo de 2009

Adios Marcelo, siempre te recordaremos!


El día de ayer recibi una mala noticia de mi hermana Julita, la más pequeña, que había tomado la decisión de poner a dormir el día de hoy a Marcelo un rotwailler de casi 11 años, en lo que entendi por conversaciones anteriores era que nuestro Marcelo tiene cancer de pulmón y ya había crecido tanto que estaba aprisionandole el corazón.  

Me da mucha tristeza, porque en el tiempo que viví en la casa de mi mamá el dormia conmigo y tenía que estar cambiando las sabanas a cada rato, me acompañaba, y era bien cariñoso a pesar de su gran tamaño, asi que nos brindo muchos años de alegrias, esto sera para bien y no queremos que sufra. 

Para mi hermana Julita hoy será un día díficil ella tendrá la tarea de verlo por última vez y conservará sus restos porque lo va a cremar.

Ayer recibí un correo donde enviaba una carta de como se sentia, transcribo una parte de la carta con su autorización:

"Hoy jueves catorce tuve que tomar la decisión más difícil de mi vida. Hoy es mi último día con él, no quise pasar la tarde en mi casa porque me iba a sentir demasiado triste, voy a extrañar cada vez que llego q me somate la puerta para que lo dejara entrar, cuando me movía la cola  y saltaba de felicidad cuando le iba de comer, del miedo que le tenía al agua, pero a pesar de eso era feliz cuando lo bañaba pues lo hacía cuando él deseaba porque se acerca a la manguera para que lo hiciera,  cuando me levantaba los pies para sobarse y cuando me miraba para que le diera algo que yo comía, cuando quería que lo  sobara y me ponía la cabeza en cualquier cosa que tuviera encima de las piernas.

Eres mi mejor amigo y te voy  a extrañar mucho, me da mucha tristeza que un cáncer te lleve como lo hizo con mi abuelito y lo más triste es que no pude hacer mucho.

Hoy y especialmente el día de mañana serán los días más tristes de mi vida, voy a tener que poner a Marcelo a descansar, sería muy triste que el sufriera su muerte asfixiado o no se no quiero que tenga una muerte mala, creo que es la mejor manera y no quiero ser egoísta dejándolo conmigo y que estuviera sufriendo esa enfermedad desgraciada.

Empezó hace un mes esta pesadilla, hacia un mes que Marcelo empezó con tos, pensé que era un catarro, pero al no pasar lo lleve con los veterinarios, al principio pensó que era un catarro también porque no había nada más. Al los días volvió a presentar la tos, me preocupe por qué no sabía que pasaba, entonces lo volvía a llevar al  veterinario, donde el Dr. Empezó a dudar de que no era un catarro. Decidimos darle  quince días más (en ese tiempo era semana santa), cuando pasaron los quince días seguía igual, lo lleve a tomarle las radiografía. Cuando el Dr. (de donde tome las radiografías) Salió me dijo que mi perro estaba mal y que le contara bien el caso de mi perro,  me mostro las radiografías y salió que mi Marcelo tenía un gran tumor en un pulmón y que su corazón estaba agrandado, al principio fue muy difícil aceptarlo, luego lleve las radiografías con los drs. Que miran a Marcelo y me dijeron que esperáramos para darle su tratamiento. 

Quiero que sepan que un perro no es un animal que está en tu casa para moverte la cola, comer y cagar, es un amigo que te acompaña en las buenas y en las malas y que te da su amor sin pedir nada a cambio, aun cuando uno se enoje con su perro nunca te va a rechazar y te da su amor incondicionalmente.

A todos los que llegaron a conocer a Marcelo saben que fue el mejor rottweiler, bueno y que nunca mordió a nadie,  a todo el mundo le daba miedo porque hacia como que los iba a morder pero era porque quería que los sobara cuando saltaba.

En memoria de Marcelo escribo su historia y los momentos que pase con él. Era mi mejor amigo y es lo más triste perderlo y saber que cada día que llegue a mi casa ya no va a estar ahí."

Adios Marcelo, siempre estaras en nuestros corazones!!

20 comentarios:

Tigre 007 dijo...

Una pena por la muerte del buen Marcelo, no tenía la menor idea de que los perros podía tener cáncer.

glass ♥ dijo...

Hola, por la curiosidad del título caí en tu blog y en este post que no sabes cómo lamento en el alma... Tanto que hasta una que otra lágrima me salió, no es broma, me duele mucho la manera de contarlo y la manera en que se enfermó Marcelo, odio las nefermedades, las odio. =(

Yo tengo un cachorro al que adoro, es un mastín napolitano y el sólo pensar en que eso llegara a pasar se me parte el corazón. Dale un abrazo a tu hermana Julita de una persona que entiende perfectamente su dolor. Ánimo y que pronto pase esta tristeza.

Saludos desde México.

SETH dijo...

HOLA REGINA, ES UNA PENA, LA VERDAD, COMO DICES EL PERRO NO ES UN ANIMAL, PARA MI ES MI AMIGO, EN LA CASA TENEMOS 4 Y DOS ESTAN EN LAS ULTIMAS, PENSAR QUE UN AMIGO TUYO Y ESPECIALMENTE AQUEL QUE CUANDO TODO TE VA MAL EL TE MUEVE LA COLA, ES MUY DOLOROSO, PERO HAY QUE ACEPTAR MUCHAS VECES LO QUE PUEDE PASAR CON NUESTRAS MASCOTAS, ESPERO QUE UN DIA PUEDAS ENCONTRAR EL ALIVIO DE PERDER A TU AMIGO MARCELO

El Zopilote dijo...

Me recordó al banner, que en paz descansen.

saludos,

Anónimo dijo...

En diciembre puse a dormir a mi Nala. Después de casi 10 años con nosotros. Aún me duele...

[Hikaru] dijo...

Me recordó a Kimba :) mi perra que también tristemente puse a dormir, creo que no había llorado tan amargamente como esa noche...

Pero es mejor así, para no verlo sufrir mucho más :)

Un abrazo!

robertogt dijo...

Lo siento mucho, los chuchitos son tan nobles que realmente duele mucho cuando pasa algo así, y es mucho más doloroso cuando se tiene que tomar una decisión para que ya descanse del mal que tenía.

Saii dijo...

ay no ! ke tristeeeee
lo siento..
:(

no se ke hare cuando se vaya mi bebito..:(


ke es mitad Rottweiler...

kike dijo...

Lo siento mucho Reg, se lo que es pasar por eso.

Alexxx dijo...

Pobres los chuchos, pero tienes la seguridad de que tubo una vida feliz y plena.

シbilly dijo...

aaa me recuerda una vez que en mi familia se le hizo lo mismo a un perro. se como se siente. pero es mas dificil verlos sufrir. Adios marcelo espero que sientas mejor en la otra vida.

M.Eugenia dijo...

Un abrazo muy fuerte.

Anónimo dijo...

Que puedo decirte, es un luto comprensible. Las mascotas llegan a ser parte de la vida de uno y son seres queridos. No es el caso, pero te comparto que cuando yo tuve a Slasher (hace más de 20 años), regresaba del colegio y me recibió la noticia de que había sido atropellado dos horas antes de mi llegada, el animalito convaleciente murió en mis brazos, espero a que yo llegara para despedirse. Fue algo muy triste, pero es la ley de la vida.
No quiero desanimarte, al contrario recuerda a Marcelo y que te quede como satisfacción los momentos y atenciones para él.
Un saludo cordial...Memo

feryac dijo...

ah definitivamente separarse de una mascota es doloroso, tristemente yo he pasado por ya varias separaciones aunque no todas han sido igual talvez la que mas me dolio fue la primera, que le dieron veneno a mi pobre chuchita y ni siquiera nos dimos cuenta cuando murio :( pero lo importante son los buenos recuerdos que te dejan, formando parte de tu vida.

Matrix dijo...

Que lo siento...
la verdad que uno se encariña con su mascota, yo en lo personal con una Cocker "mimi", que este en el cielo de los perros comiendo huesitos...

y desde que ella murio... mis hijos ya no han querido tener otro cachorro...

Salu2...

Erick Colaj Bonilla dijo...

POBRE CHUCHO ....!!!!

Matrix dijo...

ja...
ese erick si que no tiene corazón...
lo unico que dijo fue "Pobre Chucho"...
Pobre de nosotros que estamos en este mundo y que ni a palos se compone.....
El (El Chucho), ya esta en el cielo de los perritos....

Anónimo dijo...

yo se lo que es perder a tu mascota mas cuando has pasado un buen tiempo con el y jugaste yo aun recuerdo cuando me perra murio llore tanto que luego llevaron perritos a la casa para contentarme pero nada fue igual que mi chuchita blaky donde estes no te ollvidare nunca fuiste mi primer perro y la unica hasta pronto aunque años despues ahor si te puede despedri sin lagrimas solo con una sonrisa por los buenos momentos juntos.

Stella dijo...

Yo tuve una perrita a la que le puse "cebolla", por las noches, cuando dormía, se tiraba pedillos, la pobrecita y olía!! bueno... era de color blanco, una french con la colita mocha. Un día se puso malita, caminaba a duras penas, como muy mareada... e iba a colocar la cabecita entre el espacio que hay entre la pared y el frigorífico. La llevé al veterinario. Me dijo que tenía una enfermedad muy mala, que si le ponía en tratamiento lo más posible era que quedase inválida... hay, pobre animalito!! le quería tanto!! no podía soportar la idea de verle en ese estado... me sentía tan impotente... quería morirme en su lugar... que me pasara a mí todo su sufrimiento... al fin, el veterinario le tuvo que poner una inyección... la tenía entre mis brazos.. acurrucadita... y poco a poco fui viendo cómo se le iba la vida... Dios mío... fue ese el día más triste de mi existencia... me sentí fatal por haberle hecho eso a tan pequeña criaturita... ni dos añitos tenía... era tan juguetona... un angelito que me había dado Dios para acompañarme y hacerme reír. hace más de 4 años que se fue y no hay ni un sólo día en que no me culpe de su muerte y sin que llore su ausencia cuando me pongo a pensar en ella... Ojalá Dios tuviese un lugar en el cielo donde, cuando yo muera, pueda volver a tener a todos los perritos que han compartido su lealtad y cariño conmigo... pero mientras tanto, sólo me queda el recuerdo...

COMPARTO TU TRISTEZA

Anónimo dijo...

Que difícil es esto, realmente hay personas que piensan que una mascota simplemente esta como de "adorno" en una casa y no es así. Yo tuve una historia muy similar a la tuya, hace un par de años tuvimos un cachorrito de Doberman Pinscher [de hecho lo tuvimos poco tiempo, 1 año y medio para ser exacto, pero vivía dentro de mi casa y dormía conmigo] a quien tambien tuvimos que poner a dormir xq el pobre aparecio con una aguja incrustada en su columna, igual lo llevamos a que lo operaran pero no tuvo exito, la maldita aguja no aparecio, todavía recuerdo cuando la dra. me dijo que metiera mi mano en la herida del perrito para ver si yo sentía dicha aguja [en este momento fue cuando tuve que tomar la decisión mas dificil que he tomado en mi vida] la dra. me dijo que ella lo podía coser y el perrito seguiría viviendo por un tiempo pero que iva a llegar a quedar cuadrapléjico muy pronto, además de que tenía que consumir medicamentos muy fuertes para evitar una infeccion. Pero bueno, me sentí muy identificado con tu caso, Ojala puedas puedas recuperarte de la muerte de tu perrito, es dificil pero hay que intentarlo :) Es la primera vez que visito tu blog y la verdad me encanto, ya lo tengo agregado en favoritos, Saludos desde Costa Rica ^^
Atte. Oskar